¿Por qué tomar proteínas después de entrenar?

La proteína es uno de los suplementos deportivos más conocidos y usados entre las personas que quieren llevar una vida fitness y saludable. Además, es uno de los suplementos más flexibles a la hora de consumirlos; lo que trae como consecuencia que existan muchos mitos y recomendaciones divididas entre sus modalidades de uso, especialmente si tomar el batido antes de entrenar o después de hacer tus rutinas. 

El objetivo principal de tomar proteínas es entregarle a los músculos los nutrientes necesarios para evitar la pérdida de masa o lesiones, aumentar su resistencia y permitir que se puedan desarrollar de la manera más óptima posible. 

Proteinas post entrenamiento

Ventana anabólica, ¿mito o realidad? 

Existe una creencia popular que dice que tenemos un margen de 30 minutos después de entrenar para ingerir nutrientes, especialmente las proteínas, para evitar el catabolismo y la pérdida de masa muscular. La verdad es que muchos estudios demuestran que dependiendo de tu experiencia y años entrenando tu ventana anabólica puede ir desde 20 horas hasta incluso tres días, en el caso de los que están comenzando a entrenar. 

También es importante resaltar que, normalmente, los que necesitan tomar batidos de proteína después de entrenar es porque realizaron su rutina en ayuno, es decir: no le entregaron al cuerpo los nutrientes necesarios antes de comenzar el entrenamiento, por lo que es importante que lo hagan lo más pronto posible. 

Beneficios de la proteína después de entrenar

Tomar nuestro batido de proteínas después de entrenar nos permite entregarle a nuestro organismo una dosis de nutrientes y proteínas de fácil y rápido asimilamiento, lo que a su vez permite que nuestro cuerpo aproveche de manera casi inmediata sus beneficios. 

El tomar proteínas después de entrenar puede ayudarnos a aumentar la masa muscular; además de reponer la energía que perdimos durante el entrenamiento, permitirnos cuidar nuestros músculos y evitar la pérdida de masa muscular. 

Sin embargo, es muy importante recordar que no todo el aporte de proteínas debe llegar con los batidos, y que lo ideal es que consigamos parte de la dosis requerida en los alimentos. Consumir alimentos ricos en proteínas es esencial para conseguir un buen desarrollo muscular. Pero hacerlo de manera inmediata a los entrenamientos no nos servirá de casi nada, ya que el organismo tarda un tiempo en digerir y asimilar esos alimentos. Por eso consumir un batido después de entrenar es mejor idea.

El aporte de proteínas debe estar presente en todas las comidas para así conseguir una acumulación en el organismo que nos ayudará a mejorar los resultados, no solo a nivel estético y de volumen, sino que también rendiremos mucho mejor a nivel general.

Acerca del autor

Veronica Benfele